Publicidad Cerrar X
«
»
Album Review: AM – Arctic Monkeys

Album Review: AM – Arctic Monkeys

Previo

Fuerza Bruta éxito mundial y en Bs As

Siguiente

The Magician está de estreno

Música 11 Sep

Si el rock sigue vivo en gran parte es gracias a estos jóvenes británicos que desde su debut en 2006 con el disco Whatever People Say I Am, That’s What I’m Not lograron crear un sonido garage – psicodélico que arrasó el planeta entero. Este año volvieron al campo de batalla con un nuevo álbum de estudio titulado simplemente AM (claro está que es un doble sentido entre su nombre Arctic Monkeys y el significado radial que tiene la palabra, amplitud moderada, representado en el artwork del mismo disco).

AM cuenta con la colaboración de Josh Homme, Bill Ryder-Jones y Pete Thomas como invitados especiales; fue producido por el gran James Ford y co-producido por Ross Orton. Ford no solo logró sacar lo mejor de los “Monos de Ártico” en el estudio sino que también participa con ellos como guitarrista live en el tema Only Ones Who Know y teclado en algunos otros.

El quinto trabajo de Arctic Monkeys se compone de 12 tracks, exquisitos en cuanto a producción y calidad, pero un poco pobres en cuanto a originalidad y poder ya que hay muchos que son parecidos entre sí y hasta en algún punto hasta se vuelve “monótono”. El problema está cuando lo comparamos con demoledores discos como Favourite Worst Nightmare (2007) o mismo Suck It and See (2011) donde tema por tema son una fiesta cósmica de sonidos desconcertantes.

Comienza con Do I Wanna Know?, uno de los primeros singles que conocimos del disco y a su vez uno de los más sensuales donde las fuertes líneas de bajo y guitarras son levves pero los riffs son súper pegadizos. Todo fluye de la misma forma hasta que llegamos la canción número seis, No.1 Party Anthem, donde el heavy-rock se va disolviendo para dar lugar a una delicada melodía de piano junto a una simple batería que sumado a la potente voz de Alex convierten el track en una balada clásica de los `70s. Una vez terminado, para no perder el eje “chill”, arranca Mad Sounds otro corte del disco que con sus coros y percusiones nos transportan a los lentos de viejas épocas.

¿Los highlights? No se encuentran exclusivamente en todos los cortes que lanzaron previos al álbum sino que, a nuestro parecer, están puestos en los tracks One for the Road por su intensidad y solos de guitarra y Arabella porque nos recuerda a los comienzos de Arctic Monkeys. No nos olvidemos de Why’d You Only Call Me When You’re High?, que por más de que el video-clip deje mucho que desear el tema tiene ese algo especial que lo hace resaltar y esos segundos en los que Turner se convierte en rapero.

El déficit del álbum está en los estribillos, son poco pegadizos. Sin embargo AM se convirtió en un éxito de ventas y está peleando el puesto número uno con Random Access Memories de Daft Punk.

 

Por Estefi Kröl

En vivo
×