Publicidad Bajar al sitio
«
»
Instalan contenedores de descanso para el personal de salud

Instalan contenedores de descanso para el personal de salud

Previo

PedidosYa y FundaciónSi hacen posible ayudar desde tu casa

Siguiente

Liberen a Britney, el impactante movimiento que intenta salvar a Britney Spears – y se vuelve cada vez más real

Notas 15 Jul

Se usan como anexo de los UFU y están equipados con heladeras, microondas, cafeteras y pavas eléctricas, pensados para los descansos.

Para cuidar al personal de salud, que batalla desde la primera línea contra el coronavirus, surgió la iniciativa de crearles un espacio de relajación y descanso. Se instalaron 19 contenedores en hospitales porteños equipados con electrodomésticos como heladeras, microondas, cafeteras, pavas eléctricas, entre otros. 

El proyecto “Contenedores para los que nos Contienen” surge de recabar información del exterior. También sabíamos que  por temas de seguridad e higiene, los médicos de las UFU no iban a poder ingresar a los hospitales, ni siquiera a usar el baño o la cocina. Nuestra propuesta llegó para responder a esa demanda”, cuenta Marcelo Romeo, Gerente de Marketing, Comunicación y Prensa de ATMA, empresa que lleva a cabo la iniciativa.

Jimena Alcibar, Brand Manager de ATMA, vivió en primera persona la experiencia en la primera línea de batalla. “Una cosa es imaginarte el panorama desde el living de tu casa y otra muy diferente es estar en el lugar y ver cómo trabaja el personal de salud. Realizan un esfuerzo enorme, un trabajo maravilloso que a la vez es agotador y muy estresante. Son muchas horas sin descanso. Por eso el espíritu de nuestra acción es muy relevante”, explica.

×

Los espacios están anexados a las Unidades Febriles de Urgencia (UFU) que actualmente tiene el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires en los hospitales de alta complejidad para atender a los pacientes con fiebre y síntomas sospechosos de covid-19. Desde que comenzó la iniciativa, 12.900 integrantes del personal de salud usaron el servicio. 

Para llevar a cabo la iniciativa fue clave la articulación público-privada. “Fue un proceso largo. Arrancamos en marzo con el proyecto y por razones de permisos, protocolos, seguridad, higiene, etc… recién lo pudimos poner en práctica a mediados de junio. El balance es muy bueno, fue una excelente experiencia articular con el sector público”, remarca Romeo.

Conocé más de esta iniciativa:

Metro951
×